Páginas vistas

lunes, 28 de mayo de 2018

Estados Unidos reprende a la Organización Mundial de la Salud por su activismo abortista.


Edificios Naciones Unidas en Ginebra
By  | May 25, 2018; Traducción Fernando Hurtado

GINEBRA, 25 de mayo (C-Fam)

Estados Unidos advirtió a la Organización Mundial de la Salud (OMS) esta semana que debería detener su activismo abortista. En dos declaraciones puntuales, la delegación de EE. UU dejó muy claro que la burocracia de la OMS debe respetar el consenso internacional alcanzado sobre la salud sexual y reproductiva, y que el aborto no es un derecho humano.

Dirigido por Kevin Moley, Subsecretario de Estado para Organizaciones Internacionales, Estados Unidos anunció un cambio radical en su postura hacia un punto de investigación poco conocido pero altamente influyente del departamento de salud reproductiva de la OMS, llamado Programa de Reproducción Humana. La delegación de los EE. UU expresó "profunda preocupación" acerca de las actividades del programa y dijo que su gobierno está "reevaluando" su apoyo. En 2004, el Programa de Reproducción Humana publicó una Estrategia Global de Salud Reproductiva que aboga por el aborto legal.

Estados Unidos también se quejó de que el Programa de Reproducción Humana otorga "status elevado" a una organización no gubernamental -referencia a la Federación Internacional de Planificación de la Familia-,  "para operar en pie de igualdad con gobiernos y organizaciones internacionales que excluyen  otros puntos de vista ".

Estados Unidos nostró también su disconformidad  con la OMS por su comprensión de que la salud sexual y reproductiva incluye el aborto, una posición que está en desacuerdo con el consenso internacional. A última hora de la noche del jueves, la doctora Alma Golden, en representación de la Agencia de Desarrollo Internacional de los EE. UU, dijo a la asamblea respecto al Programa de Acción: "Hemos expresado claramente, y en muchas ocasiones, en consonancia con la Conferencia Internacional sobre Población [y Desarrollo], que no reconocemos el aborto como un método de planificación familiar, ni apoyamos el aborto en nuestra asistencia de salud reproductiva. El término salud sexual y reproductiva no incluye la promoción del aborto ni reconocemos un derecho internacional al aborto".

Establecido en 1972, el Programa de Reproducción Humana fue el primero en insertar la "salud sexual y reproductiva" en el contexto de la ONU en 1992 a través de un informe interno. Esa definición incluía el aborto para la regulación de la fertilidad. Cuando la definición se hizo pública dos años más tarde en la Conferencia de El Cairo sobre Población y Desarrollo, las naciones retrocedieron. El documento de El Cairo terminó por poner el aborto en una posición negativa, excluyendo  como planificación familiar o como un derecho humano.

La censura de Estados Unidos ocurre al mismo tiempo que el liderazgo de la OMS está impulsando el aborto más abiertamente que en el pasado. El director ejecutivo de la OMS, el Dr. Tedros Ghebreyesus no ha seguido el enfoque de su predecesor de equilibrar las opiniones de los países donantes liberales y las naciones receptoras tradicionales. En comentarios sobre la Estrategia global de la secretaría para la salud de las mujeres, niños y adolescentes, incluyó una referencia al controvertido término "aborto seguro". En sus declaraciones de esta semana, las naciones "notaron" la estrategia y no la respaldaron. En respuesta, la secretaría refirió las preocupaciones de los países a este respecto, pero  manifestó que de todos modos seguiría prestando servicios de salud reproductiva en contextos humanitarios.

La referencia de la secretaría a los entornos humanitarios fue una señal de alarma para los defensores de la vida que están preocupados de que la OMS pueda promover el aborto "como un derecho en contextos humanitarios".

Los defensores del aborto han estado montando un "ejemplo con muy poco razonamiento" para tal derecho a través de una supuesta semejanza con las leyes en caso de conflicto armado. El cuerpo de leyes supera a las leyes nacionales sobre aborto en el contexto de crisis y conflicto. Los delegados en la sede de la ONU en Nueva York negociaron esta semana una resolución humanitaria en la Asamblea General donde los Estados Unidos trabajaron para mantener la salud sexual y reproductiva fuera del acuerdo.

Los Estados Unidos tomarán de nuevo el problema, junto a ​​la oposición europea y canadiense,  en la Cumbre del G-7 en Canadá el próximo mes.
Publicar un comentario

Millennium: Lo que no te mata te hace más fuerte

The Girl in the Spider's Web Thriller   Drama Público apropiado:   Adultos Valoración moral:   Con inconvenientes Año:   2...